Una chica de Wisconsin se encuentra después de 3 meses en cautiverio

Frances Montevilla, Spanish Editor

Hang on for a minute...we're trying to find some more stories you might like.


Email This Story






El 15 de octubre de 2018, Jake Thomas Patterson secuestró a Jayme Closs, una joven de Wisconsin de 13 años, y la encontraron viva el 10 de enero de 2019.


En octubre 15, 2018, Jayme Closs, una niña de 13 años, fue secuestrada, nunca volviendo a ver el mundo por 88 días. El 10 de enero de 2019, Closs fue encontrada por una mujer caminando a su perro en la ciudad de Gordo, una comunidad a 100 millas de su casa en Barron, Wisconsin.

El secuestrador fue identificado como Jake Thomas Patterson de 21 años. Patterson fue acusado de su secuestro y el asesinato de los padres de Closs, James y Denise Closs. Según Today, los oficiales de Wisconsin no encontraron cargos criminales contra él.

Jayme recuerda que el día en que fue secuestrada, un automóvil extraño se detuvo en el camino de entrada de la residencia de Closs, sosteniendo una pistola. Sin saber qué hacer a continuación, despertó a sus padres y su padre fue a abrir la puerta, mientras ella y su madre se escondieron en el baño. Lo que no sabían en ese momento fue cuando escucharon el disparo en el piso de abajo, Patterson había matado a James.

Patterson luego siguió para ir al baño, derribó la puerta y forzó a Denise a cerrar la boca de Jayme con cinta adhesiva, matándola después.

Jayme describió que Patterson la obligó a permanecer debajo de la cama sin comida, agua o ir al baño por 12 horas. Mientras la mantenía, Patterson tuvo una fiesta de Navidad y recibió otras visitas de amigos, donde tocaba música a todo volumen.
Hablando con los fiscales, Patterson dijo que un día, vio a Jayme subirse al bus y desde ese momento exacto, decidió construir un plan detallado para secuestrarla. Sin embargo, él no sabía su nombre hasta que la capturó.

Para las personas que atendieron la misma escuela secundaria, esta noticia fue un shock. Según E! Entertainment, Patterson fue votado como el “chico más tranquilo” de su clase de 2015 en secundaria.

El abuelo de James, Jim Moyer, dijo a ABC News que él era “un chico bueno y educado.” Sin embargo, la noticia sobre que ha hecho Patterson era un decepción de escuchar. “Nadie sabrá nunca lo que pasó por su mente,” Moyer dijo. “No puedo pensar en algo en su vida que podría cambiarlo tan drásticamente.”

image_pdfimage_print